Apr 30, 2009

Las políticas del miedo



El presidente Correa hizo una burla de los millones de dólares invertidos en el proceso electoral. Que a fin de cuentas no mostraron resultados sorprendentes ni mucho menos inesperados. Pero si despilfarrar el dinero es lo que se requiere para montar un circo que él llama democracia.

“Ni la crisis económica global, ni los grupos de poder, ni la izquierda infantil frenaran la revolución socialista en Ecuador” Dijo el primer mandatario una semana antes que se muestren los resultados oficiales.

Y el problema no es saber si el presidente le resto o no atribuciones que le corresponden a Consejo Nacional Electoral. El problema es que su ideología, sus amistades, sus declaraciones y, más grave aún, sus acciones generan un clima que me gustaría identificar como la Política del Miedo.

Porque es de tontos amenazar con quemar la casa y esperar que quienes ahí habitan se queden esperando el incendio. Esto a raíz de una de sus declaraciones más recientes: (…) profundizar los cambios que ya hemos iniciado, hacerlos más radicalmente.

Vemos como los capitales huyen de Ecuador. Las políticas del miedo incluyeron incertidumbre sobre una nueva moneda, odio hacia la moneda que le dio estabilidad al país, y alianzas con países que impulsan tan descabellado plan.

Vemos como los empresarios se desesperan. Las políticas del miedo incluyeron incautación de bienes, persecuciones políticas. Y es que, el futuro no es tan importante para esta Revolución Ciudadana, mas importante es castigar a quienes en el pasado tomaron malas decisiones.

Vemos como los préstamos se desaceleran. Las políticas del miedo incluyeron amenazas de privatización de la banca, fijación de tasas basadas en estudios realizados por amigos del presidente.

Vemos como las clases se pelean y aumenta el odio. Las políticas del miedo aumentaron le algunas “etnias” al Ecuador: el pelucón, el pitufo, el bestia salvaje. Y es que para nuestro presidente en el Ecuador solo existen 2 tipos de personas los mente-lúcida-manos-limpias-y-corazones-ardientes y todos los demás entran dentro de la vieja partidocracia, ladrones, embusteros y mentirosos.

Es realmente un pena.

No comments: